El Barça tendrá que remontar una vez más si quiere estar en la final de la Copa del Rey. Los goles de Koundé y Rakitic sellaron la victoria hispalense y dejaron la eliminatoria muy cuesta arriba para el conjunto culé. Umtiti fue el gran señalado en los dos tantos sevillistas, aunque Koeman intentó descargar las culpas sobre el central francés. “Ha cometido fallos, pero no es justo ir a por él. Todos ganamos y todos perdemos”, señaló el técnico tulipán.

La titularidad de Umtiti y Mingueza por delante de Lenglet también acaparó la atención de la afición barcelonista. El ex del Sevilla cuajó un buen partido ante el Real Betis y al no partir de inicio en el Sánchez-Pizjuán se dispararon los rumores sobre su suplencia. Koeman despejó las dudas en rueda de prensa. “Ha sido una decisión técnica de jugar”, afirmó sincero el técnico neerlandés.

Koeman también se mostró decepcionado con el marcador y consideró que los catalanes merecieron más. “El resultado ha sido demasiado premio para el Sevilla”, opinó. Además, se mostró satisfecho con el rendimiento del equipo. “No puedo culparles. Queda otro partido y hay que intentar ganar en la vuelta para jugar la final”, recalcó.

Riqui Puig y Trincao fueron las únicas sustituciones y apenas pudieron disputar un par de minutos. “El equipo estuvo muy bien y no había razones para hacer cambios”, justificó Koeman tras ser preguntado sobre este asunto. También opinó acerca del posible penalti no pitado por parte de Mateu Lahoz. “Hay una jugada que pita falta y es penalti. No sé qué ha pasado, pero no ha entrado el VAR”, señaló.