Schreuder dirige el partido tras la sanción a Koeman. Fuente: AS

Alfred Schreuder: “La Liga sigue siendo posible”

El Camp Nou abrió sus puertas para acoger el que era uno de los partidos más importantes para el Barça en lo que resta de temporada pero, una vez más, no consiguió pasar del empate a cero. Fue un partido rocoso en el que el conjunto dirigido, esta vez, por Alfred Schreuder ofreció un juego plano y apenas generó ocasiones claras de gol.

La primera parte se puso cuesta arriba para los dos equipos, ya que ambos sufrieron bajas sensibles. En el Barça, Sergio Busquets abandonó el terreno de juego en el minuto 30 tras un cabezazo con Savic: “Hemos controlado hasta que Busquets ha tenido que salir del campo. Al final del primer tiempo hemos tenido problemas sin él y ante un buen equipo como el Atleti”, explicó el segundo entrenador.

Este empate hace que la parte alta de la tabla siga igualada y da opciones al Real Madrid, que ahora depende de sí mismo para ser campeón. A pesar de ello, Schreuder se mostró optimista y dejó claro que “siempre hay ocasiones para ganar La Liga”, aunque ello dependa de lo que hagan los dos clubes madrileños.

El Barça no supo aprovechar las pocas ocasiones que tuvo durante el encuentro, y el Atlético de Madrid tampoco. A pesar de ello, Alfred dejó claro que su equipo podría haber ganado el partido de hoy: “El Atlético es muy buen equipo. Hoy hemos tenido ocasiones de peligro, quizás no tantas como con otros rivales porque el rival de hoy era muy fuerte, pero creo que hoy podríamos haber ganado”. También recordó y lamentó las ocasiones claras que no terminaron en gol durante el partido como la que tuvo Leo Messi que terminó desviando Oblak o la de Ronald Araujo.

En la segunda parte, trataron de solventar los errores y la desorganización que se estaba dando en el centro del campo a raíz de la baja de Busquets, un jugador que, en palabras del técnico holandés, “genera siempre mucha confianza”.

A pesar de no haber sumado los tres puntos, Schreuder recordó en la rueda de prensa que el equipo está donde quería estar unos meses después de que comenzara la competición: en situación de poder ganar La Liga.